Conoce los cambios más relevantes que implementamos en la operación pensando en mejorar tu experiencia de entrega.

Recomendaciones generales

  • Sigue la señalización al interior de la bodega.
  • Respeta los espacios de parqueo y normas de tránsito, tanto dentro como fuera de la bodega.
  • Tenemos un baño para ti. Procura cuidarlo y mantenerlo limpio.
  • El lavado de manos es indispensable mientras estés en la bodega.
  • Evita llegar antes del horario citado.
  • Si tienes que esperar, hazlo en las bahías de cargue cercanas.

1. Proceso de cargue cubierto para que no aguantes frío

Cargue cubierto

  • Buscamos una bodega cubierta para que no tuvieras que aguantar frío
  • Pensamos en un espacio que te permitiera fluir tan fácil como si estuvieras en un McDonald’s
  • Ajustamos las horas de citación para disminuir tu tiempo de espera.
  • ¡Si llegas a la hora indicada por tu Supervisor podrás compartir más tiempo con tu familia!

2. Muelles de colores para facilitar el parqueo

Busca tu bandera

  • Dividimos la bodega en Muelles de Colores para que supieras en dónde parquear
  • Imprimimos escarapelas para que puedas ubicarte al interior de la bodega
  • Estas escarapelas las recibirás al ingresar y tendrás que devolverlas al salir de la bodega.

3. Numeración impresa para encontrar tu ruta más fácil

Busca el número

  • Dividimos las zonas de entrega de acuerdo con el orden que se entregan las rutas
  • Busca el número de tu ruta en la pared para agilizar la entrega
  • Si tienes bultos o contenedores desechables, busca la puerta especial para esta entrega certificada

Busca este impreso para saber si tienes que pasar por la zona de Entrega Certificada
Puerta para reclamar los Bultos

4. Carros especiales para cuidar tu espalda al llevar cargas pesadas

Cuida tu espalda

  • Ahora podrás mover tus canastillas en un carro especialmente diseñado para esto.
  • Busca tu ruta y lleva tu entrega hasta tu vehículo, sin mayor esfuerzo.
  • Asegúrate de regresar el carro a la persona que te lo asignó.

5. Ya no tendrás que gritar «¡Contador!»

Prende las estacionarias

  • Ya no tendrás que gritar «¡Contador!»
  • Activa tus luces estacionarias para que el Contador sepa que estás listo
  • Confirma el número de canastillas y estás listo para salir.

¿Tienes sugerencias para mejorar la operación? Escríbenos al correo conductores@frubana.com.